Skip to content

Dieta para perder barriga: ver menú para bajar de peso

3 Marzo, 2021
            Dieta para perder barriga: ver menú para bajar de peso

Perder el vientre es el deseo de muchas personas, y comer a menudo está directamente relacionado con la grasa localizada en esta región. La mayoría de las veces, esta acumulación de grasa proviene del consumo de carbohidratos simples en panes, pastas, dulces, refrescos y bebidas alcohólicas.

Además de las molestias estéticas, el abdomen suele ser un factor de riesgo para la salud cardiovascular. El colesterol, la hipertensión, la diabetes y otros problemas de salud pueden surgir cuando la cintura es más grande de lo indicado.

Si perder el vientre está en su lista de objetivos, algunos alimentos pueden acelerar la quema de grasa y ayudar con ese objetivo.

Cómo hacer dieta para perder barriga

1. Pescados y mariscos

La inflamación es un importante contribuyente al aumento de peso. Los pescados y mariscos, porque son ricos en omega 3, un ácido graso esencial, ayudan a desinflar las células grasas, controlan el problema y ayudan a perder grasa abdominal. Además, estos alimentos también aceleran la transformación de la glucosa en energía, evitando que se almacene en forma de grasa. La inclusión de estos alimentos en el menú se puede hacer al menos tres veces por semana.

2. Aceite de cártamo y otros aceites funcionales

Los aceites funcionales actúan sobre el metabolismo de las grasas, aumentando la descomposición de los ácidos grasos para la producción de energía y, en consecuencia, reduciendo las reservas de grasas. El aceite de cártamo y el aceite de coco también actúan para acelerar el metabolismo.

3. Yogures probióticos

Algunos lactobacilos producen un tipo de grasa, CLA (ácido linoleico conjugado), que puede reducir el porcentaje de grasa. Además, este tipo de alimento tiene como función básica equilibrar la flora intestinal. Un estudio publicado en 2006 por la revista Nature mostró que las bacterias en la flora intestinal de las personas obesas son muy diferentes de las de las personas de peso adecuado. El hallazgo sugiere que la absorción inadecuada de grasa en el intestino, que ocurre en personas con flora alterada, puede estar relacionada con el aumento de peso.

Los probióticos también benefician la función intestinal al reducir el bulto abdominal relacionado con los gases y el intestino atrapado. Algunos ejemplos de alimentos probióticos son el yogur con lactobacilos.

4. Integrales

Las integrales son ricas en fibra, que son aliados importantes en el proceso de perder barriga. La primera razón es que consumir fibra con abundante agua ayuda a mejorar el tránsito intestinal, lo que evita que el abdomen se abulte y se abulte. Además, los alimentos ricos en fibra tienden a tener un índice glucémico más bajo. Esto se debe a que la fibra ralentiza la absorción de glucosa de los alimentos, evitando picos en la glucosa en sangre y la hormona insulina, responsables de llevar el azúcar a las células. Los carbohidratos con menor índice glucémico son: batata, mandioca, arroz integral y chía.

5. Frutos rojos

Los frutos rojos violáceos (frambuesa, mora, fresa, cereza, jabuticaba, arándano, sandía y uva morada) son poderosos aliados para perder la barriga. En la piel de estas frutas hay fitoquímicos con acción antioxidante, como la antocianina, que mantiene el sistema circulatorio eficiente, mejora la irrigación de los tejidos y ayuda a quemar la grasa abdominal. Se recomienda tomar una o dos tazas al día sin azúcar agregada.

6. Té verde

Además de actuar sobre el sistema nervioso central acelerando el metabolismo y aumentando la temperatura corporal, las xantinas (cafeína, teofilina y teobromina) presentes en el café, el té verde, el té negro, el té de mate y el chocolate aumentan la movilización de la grasa almacenada, lo que ayuda a perder barriga. . Puede tomar una taza de té de 30 a 40 minutos después del almuerzo y la cena, teniendo especial cuidado de no beberla antes de acostarse (lo que puede interrumpir el sueño) y si es hipertenso, ya que estas sustancias aumentan la presión arterial.

7. Té de hibisco

La investigación publicada en el Journal of Ethnopharmacology de la International Society of Ethnopharmacology concluyó que el té de hibisco puede reducir la adipogénesis, un proceso en el que las células maduran y pueden acumular grasa, lo que significa que es un excelente aliado para perder barriga. Todavía no está claro qué sustancia en la bebida es responsable del beneficio. Sin embargo, se cree que la acción antioxidante de los antocianina y los flavonoides de quercetina contribuye a reducir la deposición de grasa.

8. jengibre

El jengibre es un alimento termogénico, que ayuda a acelerar el metabolismo y aumentar la quema de grasa, y es un excelente apoyo para el proyecto de pérdida de barriga. El gingerol, el compuesto principal, tiene funciones antioxidantes, antifúngicas y antiinflamatorias, inhibe la agregación plaquetaria y previene los trombos. La cantidad indicada de jengibre es de dos rodajas pequeñas al día. Esto es suficiente para tener el efecto termogénico.

9. aceite de oliva

Una encuesta realizada por el Instituto de Salud Carlos III de España, en colaboración con la Universidad de Cambridge, Inglaterra, señala que la ingesta diaria de aceite de oliva previene la formación de grasas en la región de la cintura. El estudio fue publicado en la revista Diabetes Care y afirma que las grasas monoinsaturadas presentes en el aceite de oliva previenen la acumulación de grasa en la región.

El aceite de oliva es un excelente alimento para prevenir enfermedades cardiovasculares, ya que tiene componentes antiinflamatorios que actúan sobre los vasos, reduciendo la agregación de placas de grasa. Tres cucharadas de comida cruda al día (cocinar convierte la grasa saludable en villano) es suficiente para obtener los beneficios.

10. agua

Todas las reacciones en nuestro cuerpo dependen del agua. Para quemar grasa, eliminar toxinas, el intestino para funcionar correctamente y evitar la retención de líquidos necesitamos beber agua.

Menu

Ejemplo de menú de dieta para perder barriga:

Comida Sugerencia
Desayuno 1 olla de yogur natural + 1/2 cucharada de aceite de coco. 2 tostadas enteras, 1 huevo cocido y 1 fruta
Merienda 1 taza de mezcla de nueces (café) (nueces, almendras y nueces)
Almuerzo 1 plato de postre de lechuga y rúcula con 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra. 1 papa al horno o 1 plato plano de pasta integral con salsa de tomate. 1 filete de merluza a la parrilla mediano y 1 cucharada de repollo estofado.
Refrigerio de la tarde 1 frasco de yogur natural sin grasa, 1/2 cucharadita de bayas (frambuesa, fresa y mora) y 2 cucharadas de avena en hojuelas o salvado de avena.
La cena 1 plato de postre de lechuga morada, tomates cherry y pepino con 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra. 1/2 cucharada de arroz o calabaza hervida, 1 rebanada de carne y 1 jugo de piña natural con jengibre.
La cena 1 yogur natural

Este ejemplo puede variar de acuerdo con los hábitos alimenticios y las necesidades de cada individuo, pero a partir de esto podemos observar que no se debe restringir la alimentación al comer muy poco en algunos períodos y exagerar en otros.

Recordando que cuando se piensa en unirse a una dieta, lo mejor que puede hacer es buscar ayuda de un profesional como un nutricionista, nutrólogo o endocrinólogo.

Que no hacer en la dieta para perder barriga

  • Dormir pocoDurante el sueño, nuestro cuerpo produce leptina, una hormona que puede controlar la sensación de saciedad durante todo el día. Por lo tanto, las personas que tienen dificultades para dormir producen menos cantidades de leptina. La consecuencia es la ingesta excesiva de calorías durante el día, ya que el cuerpo no está satisfecho.
  • Tomar refrescos: Comer más bebidas calóricas solo aumenta el peligro de aumentar de peso y la ingestión de líquidos que contienen gas, como los refrescos, hace que el estómago se dilate y perjudique la absorción de nutrientes. La persona se siente falsamente saciada, tiene hambre poco después y, lo que es peor, termina extrapolando alimentos con la próxima comida.
  • Comer rápido: La sensación de saciedad, de que estamos satisfechos, es enviada por el cerebro a nuestro cuerpo unos 20 minutos después de comenzar a comer. Quien come rápido, consume más de lo que debería, porque no da el tiempo adecuado para la percepción de saciedad por parte del cerebro.
  • Pase mucho tiempo sin comer: Las dietas que implican largos períodos de ayuno son perjudiciales para el cuerpo. La orientación es comer cada 3 horas, y el período sin comer no debe exceder el máximo de 4 horas.

Entradas relacionadas: