Skip to content

Dolor de oído – Tratamientos y causas

3 Agosto, 2020
            Fiebre amarilla: síntomas, transmisión y vacuna.

Visión general

¿Qué es el dolor de oído?

El dolor de oído es un síntoma bastante común en la población, generalmente más común en niños que en adultos. Los dolores de oído pueden ser constantes o tener una evolución intermitente y pueden localizarse en varias regiones desde el oído hasta la región de la articulación de la mandíbula que está muy cerca del oído.

¿Sabes cómo cuidar la salud de tu oído?

Causas

Así como la manifestación del dolor de oído afecta a las personas de diferentes maneras, hay una variedad de causas para el síntoma. Algunos de ellos afectan el oído en sí, otros son de afecciones que afectan áreas cercanas a los oídos.

Las razones más comunes para el dolor de oído incluyen:

  • Cualquier líquido que se haya asentado dentro del canal auditivo, como agua o cosméticos.
  • Infección del canal auditivo fuera del tímpano (otitis externa)
  • Hervir infectado o folículo piloso en el canal auditivo.
  • Artritis mandibular
  • Barotrauma, causado por variaciones de presión.
  • Eccema del canal auditivo (dermatitis seborreica)
  • Daño en el canal auditivo por objetos como bastoncillos de algodón u objetos afilados
  • Bloqueo del oído causado por placas de cera u objetos empujados a través del canal auditivo
  • Dolor de garganta (incluyendo amigdalitis) y resfriados
  • Alergias del tracto respiratorio o infecciones como la rinosinusitis
  • Dolor causado por problemas en la mandíbula, como disfunción de la articulación temporomandibular.
  • Absceso dental en la boca u otras causas de dolor de muelas, como el nacimiento de muelas del juicio (tercer molar)
  • Neuralgia del trigémino (dolor debido a cambios en el nervio trigémino)
  • Dolor por problemas como inflamación del nervio facial.

Diagnóstico y pruebas

Buscando ayuda médica

Busque atención médica urgente si su hijo desarrolla rigidez en el cuello, se ve muy cansado o irritado. Por lo general, estos síntomas vienen con fiebre. Otras señales de advertencia incluyen:

  • Vértigo
  • Dolor de cabeza muy fuerte

  • Hinchazón alrededor de la oreja
  • Debilidad en los músculos faciales.
  • Un dolor muy fuerte que se detiene repentinamente puede ser un signo de ruptura del tímpano.

Además del dolor, otras pistas pueden indicar que un niño o bebé tiene dolor de oído:

  • Bebés que se ven más enojados de lo normal.
  • Niños tirando o frotando la oreja
  • Fiebre
  • Pérdida de apetito
  • Problemas para dormir o dormir toda la noche
  • Tos y nariz tapada
  • Discapacidad auditiva
  • Problemas de equilibrio

Si los síntomas (dolor, fiebre o irritabilidad) empeoran o no mejoran dentro de las 24 a 48 horas, busque atención médica.

En la cita con el doctor

Los especialistas que pueden diagnosticar un dolor de oído son:

  • Clínico general
  • Otorrinolaringólogo
  • Pediatra

Estar preparado para la cita puede facilitar el diagnóstico y optimizar el tiempo. De esta manera, puede llegar a la consulta con alguna información:

  • Una lista de todos los síntomas y cuánto tiempo aparecieron.
  • Historial médico, incluidas otras afecciones que tiene el paciente y medicamentos o suplementos que toma regularmente.

Es probable que su médico le haga una serie de preguntas, como:

  • ¿Cuáles son los signos o síntomas que ha observado?
  • ¿Cuándo comienzan los síntomas?
  • ¿Hay dolor de oído? ¿Cómo describirías el dolor: leve, moderado o intenso?
  • ¿Ha notado posibles signos de dolor en su bebé o niño pequeño, como tirones en los oídos, dificultad para dormir o irritabilidad inusual?
  • ¿Tu hijo tenía fiebre?
  • ¿Hubo alguna descarga en el oído? ¿La descarga es clara, turbia o con sangre?
  • ¿Alguna vez has notado alguna discapacidad auditiva? ¿Su hijo responde a los sonidos? Él pregunta "¿Qué?" ¿con frecuencia?
  • ¿Ha tenido su hijo recientemente un resfriado, gripe u otros síntomas respiratorios?
  • ¿Tiene su hijo alergias estacionales?
  • ¿Ha tenido su hijo una infección de oído en el pasado? Cuando
  • ¿Su hijo es alérgico a algún medicamento como la penicilina?

Diagnóstico de dolor de oído

Cuando el médico sospecha una infección del oído, él o ella analizará el oído con un instrumento llamado otoscopio. Un tímpano sano es de color perla. Si hay una infección en el oído, el tímpano puede estar inflamado, hinchado o rojo.

Si hay alguna duda sobre el diagnóstico, se pueden requerir más pruebas dependiendo de lo que vea el médico:

  • Timpanometría
  • Reflectometría de pulso acústico
  • Timpanocentesis.

Si tiene signos de infecciones persistentes del oído o acumulación persistente de líquidos en el oído medio, su médico puede derivarlo a un especialista en audición (terapeuta del habla) o un terapeuta del desarrollo para pruebas de audición, habilidades del habla, comprensión del lenguaje o habilidades auditivas. desarrollo Además, en caso de infecciones recurrentes del oído o secreción persistente dentro del oído, puede ser necesario algún procedimiento quirúrgico.

Tratamiento y cuidado

Medicamentos para el dolor de oídos

Un dolor de oído puede tener muchas causas, por lo que el tratamiento varía según el diagnóstico realizado por el médico. Por lo tanto, solo un especialista calificado puede decirle qué medicamento es el adecuado para usted, así como la dosis correcta y la duración del tratamiento. Los medicamentos más comunes para aliviar el dolor de oído son:

  • Deocil
  • Dipirona
  • Tramal
  • Nimesulida
  • Toragésico

Siempre siga estrictamente las instrucciones de su médico y NUNCA se automedique. No deje de usar su medicamento sin consultar primero a un médico, y si lo toma más de una vez o en cantidades mucho mayores de lo recetado, siga las instrucciones en el prospecto.

Referencias

Bruno Loredo, Otorrinolaringología y Cirujano Craneomaxilofacial en el Hospital Santa Luzia, Brasilia – CRM DF 19501

Entradas relacionadas: